La canción de las 16:35. Mi nombre es susceptible de empequeñecerse hasta quedarse en el ya familiar Fer por el que mucha gente me conoce. Nando es otra opción, pero mucho menos popular entre mi legión de seguidores. A Ramón Vázquez le sucede lo contrario: prescinde del dios egipcio al inicio de su nombre y artísticamente se le conoce como Mon Vázquez. Sin saberlo, yo ya sabía de él, concretamente de cuando militaba en aquellos jovenzuelos audaces llamados 84. Ahora, ya adulto, regresa con un disco de rock pausado. Ya me gustaba antes, pero le prefiero así.

En Spotify:
https://open.spotify.com/embed/track/2SGKWcVAzeKThthGygTn8x

Anuncios