La canción de las 18:46. Un proceso particular me ha llevado a no compartir, como antes solía, canciones en catalán. Nada político en ello, lo juro, solo despiste; imperdonable quizá, mas despiste al cabo y al fin. Rompo la sequía en el día siguiente al triste aniversario de un día triste. Si es que la música amansa a las fieras, hoy, de buena tarde ya, recomiendo la escucha de esta preciosidad del grupo Da Souza, mitad barcelonés, mitad mallorquín, creo. Desde aquello que hizo Calamaro, nada tan bonito cantando a los salmones.

En Spotify:
https://open.spotify.com/embed/track/6IQ1Da4ZnhicJN8pjwK7ko

Anuncios