La canción de las 13:14. Tropiezo, casi sin querer, con una actriz que canta. Yo me reía bastante con Laura Pamplona en aquella demencial “Aquí no hay quien viva”, precuela de tanto bueno. Y ahora resulta que también disfruto, y mucho, con su voz. Hace ya siete años que, junto al batería Pedro Barceló, montó el grupo Sweet Wasabi. Suena a divertimento. ¿Acaso hay algo mejor que divertirse?

Anuncios