La canción de las 12:29. Igual que las gotas que, incesantes, me cayeron durante toda la mañana, así me sigo encontrando con grupos excelentes y buenísimas canciones para solaz propio y regocijo de lectores. Descubro hoy a un proyecto sevillano liderado por el productor Jordi Gil llamado, en homenaje a Debussy, La Catedral Sumergida. Los escucho y, cual acto reflejo, les admiro. Y profundamente. Echadle un oído y también un ojo a este fantástico “Budista” y luego me contáis.

Anuncios