La canción de las 11:38. No tengo muy claro a esta hora de la media mañana si he de pedir perdón a alguien por algo. Imagino que sí. Podría asegurarlo, pero prefiero no darle muchas vueltas, si acaso, media y regresar por donde llegué. De todos modos y como ya es constante, hay grupos que se encargan de cantar lo que a mí se me puede estar pasando por la cabeza en un momento determinado. “Lo siento mucho”, dicen los vigueses Linda Guilala. Llegado el caso, yo también.

Anuncios